jueves, 31 de marzo de 2016

ESCRIBO Y SÉ QUE MI ESCRITURA ES FALSA...



Escribo y sé que mi escritura es falsa,
porque tan sólo vierte a golpes mínimos
-deformado en lucha- un pensamiento
que, internándose en mí buscó crecerse.
Tal vez en el silencio su armonía
mejor aumenta y da mejor su fuerza.
¿Por qué me obliga entonces a escribirlo?
¿Es aire mi papel? ¿Aire es la pluma?
La tinta ¿es aire? Y mi memoria ¿Piensa
en mi cuerpo -que es aire- su intención?...
Y no escribo. Me voy a otro mandato
que, enfrentándose a mí, va conduciendo
mi ausencia, ya total, a su destino.
Cojo el papel, lo quemo, y todo el aire
sostiene, escrito en él, a un pensamiento.

(Signos del ser, 1962)

EMILIO PRADOS.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada