sábado, 3 de octubre de 2015

RAFAEL ALBERTI (1902-1999).


  Nació el 16 de diciembre de 1902 en El Puerto de Santa María (Cádiz). Estudió en el Colegio de San Luis Gonzaga de los jesuitas. En 1917 la familia se trasladó a Madrid. Ese mismo año se le despierta la vocación por la pintura; la literatura lo haría en 1921. En 1923 sufrió una incipiente tuberculosis que le obligó a pasar unos meses en la sierra de Guadarrama, en donde comenzó a escribir su primer libro. En 1925 recibió el Premio Nacional de Literatura por Marinero en tierra. En 1930 se casó con la escritora María Teresa León. En 1934 fundó junto con su mujer la revista Octubre y asistió en Moscú al Primer Congreso de Escritores Soviéticos. En 1936 comenzará una intensa campaña en favor del Frente Popular. En 1939 un largo destierro le llevó a Francia (1939-1940), Argentina (1940-1963) e Italia (1963-1977). Durante estos años conoció numerosos países hispanoamericanos u europeos. En 1965 recibió el Premio Lenin de la Paz. En abril de 1977 regresó a España y fue elegido diputado por el Partido Comunista. En 1981 recibió el Premio Nacional de Teatro y, en 1983, el Premio Cervantes. En 1985 fue nombrado doctor honoris causa por la Universidad de Cádiz. En 1990 se casó con la escritora María Asunción Mateo. En 1996 fue nombrado Alcalde Honorífico del Ayuntamiento de El Puerto de Santa María, en donde residió, hasta su muerte en 1999.
Rafael Alberti fue autor de una dilatada obra literaria, en la que cultivaba diferentes géneros. De los libros poéticos que publicó destacan Marinero en tierra (1925), La amante (1926), El alba del Alhelí (1927), Cal y canto (1929), Sobre los ángeles(1929), de un momento a otro (1937), Entre el clavel y la espada (1941), A la pintura (1945), Retornos de lo vivo lejano (1952), Baladas y canciones del Paraná (1954), Roma, peligro para caminantes (1968), Canciones del Alto Valle del Aniene (1972), Versos sueltos de cada día (1982), Los hijos del Drago y otros poemas (1986) y Canciones para Altair, publicado por primera vez en la edición de las Obras completas, de 1988. De su obra en prosa cabe citar especialmente La arboleda perdida, un libro de memorias, que conoció una primera edición en 1948 y una segunda en 1959, y que abarcaba hasta el año 1931. En 1987 apareció el segundo volumen de esta obra, y en 1996 el tercero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada