lunes, 17 de noviembre de 2014

DESARROLLO PSICOMOTRIZ., MESES DEL 4 AL 15.

    MES 4
  • ACTIVIDAD CORPORAL. El bebé ve muy bien, y sus manos representan su juguete preferido; comienza a llevarse a la boca todo lo que cae en sus manos; intenta coger aquello que se le enseña.
  • RELACIÓN CON EL ENTORNO. El bebé reconoce el biberón, y, si está llorando, se calma al verlo; se ríe con frecuencia; procura tocar todo lo que se pone delante de él ( si es una cara, la acaricia o tira del pelo ); trata de comunicarse por medio de gestos y sonidos e incluso del llanto. Comienza a diferenciar distintas partes del día; el baño, la hora de comer, la de salir, etc.
  • PARA ESTIMULARLE. Es el momento de ponerle canciones infantiles y juguetes blandos en cuna, en sillas, etc., para que estén a su alcance; hay que jugar un poco con él cada día y contarle pequeños cuentos mirándole a los ojos. Se ríe muchísimo se se le hacen cosquillas.

MES 5

  • ACTIVIDAD CORPORAL.El bebé puede llegar a permanecer sentado con un poco de ayuda; domina los movimientos de la cabeza; coge todo lo que se le cae; sigue usando la boca para ¨probar ¨las cosas; juega constantemente con su propio cuerpo ( pies, manos, lengua ). Si le cogemos de las manos, intenta incorporarse.
  • RELACIÓN CON EL ENTORNO. El bebé agita los juguetes que hacen ruido; reconoce a todos los que están habitualmente cerca de él; emite muchos sonidos, algunos de los cuales comienzan a parecerse a los de su entorno; empieza a dar gritos cuando está contento e incluso practica más de una ¨charla ¨en solitario.
  • PARA ESTIMULARLE. Hay que hablarle y cantarle con frecuencia; contarle cuentos cada vez más largos y jugar haciendo breves ejercicios de gimnasia en el suelo.

MES 6

  • ACTIVIDAD CORPORAL. El bebé consigue mantenerse sentado unos instantes, aun cuando siempre acaba cayendo de lado si no puede apoyarse con las manos en algo, o bien situándolas delante de él, en el suelo; puede darse la vuelta cuando está tumbado; domina la mano, pudiendo coger lo que quiere si está a su alcance, incluso hallándose boca abajo; puede también coger un objeto en cada mano; comienza a moverse en el suelo, como si estuviera arrastrándose.

  • RELACIÓN CON EL ENTORNO. El bebé comienza a repetir monosílabos, como ca, ta, ga, ma, da, etc; empieza a explorar todo aquello que alcanza con sus manos; rechaza los alimentos que no le gustan cerrando la boca; cuando se despierta no chilla, salvo que escuche ruidos, en cuyo caso gritará para llamar la atención.

  • PARA ESTIMULARLE. Hay que dejar cuatro o cinco juguetes alrededor del bebé para que los explore, cambiándolos con frecuencia; facilitarle una alfombra con diversos juegos; utilizar la trona para comer. Es necesario comunicarse mucho con él ( palabras, cuentos, canciones, música, juegos gimnasia ).

MES 9

  • ACTIVIDAD CORPORAL El bebé puede permanecer sentado durante mucho tiempo; apoyado en algo, puede mantenerse en pie o ponerse de pie; gatea por toda la casa; todos los objetos le llaman la atención y procura cogerlos, en especial los más pequeños ( enchufes, canicas, etc., hay que tener cuidado con ello ); le gusta morder las cosas; es capaz de señalar con los dedos.

  • RELACIÓN CON EL ENTORNO. El bebé sabe cuando va a salir a la calle, y esto le gusta dado que, entre otras cosas, se encontrará con otros niños y buscará tocarlos; reconoce su nombre y atiende al llamado; le gusta tirar objetos para ver cómo vuelan, así como el ruido que hacen al golpear en el suelo; tiene desconfianza de los extraños y llora cuando los conocidos se alejan; tiene un rico lenguaje de gestos, como decir adiós con la mano, estirar los brazos para que le cojan o apretar la cara en signo de agrado; comienza a decir palabras de dos silabas ( mamá, papá, tata, caca, etc. ) e imita todos los sonidos que oye.

  • PARA ESTIMULARLE. Debe permitirse que el bebé cuente con un espacio amplio y seguro para jugar. Hay que jugar con él mirando libros y cuentos, escondiendo objetos, citando los nombres de cada cosa, enseñándole a contestar con gestos ( aplaudir, sonreír, etc.); llevarle con frecuencia a la calle; imitar sus palabras animándole a que las repita y procurando corregirle; jugar con él a esconder objetos, e incluso a meter unos dentro de otros.

MES 12

  • ACTIVIDAD CORPORAL. El bebé gatea perfectamente por toda la casa e, incluso, se levanta sobre rodillas y pies; camina cuando logra sujetarse en los muebles o con ayuda de un adulto; le gusta comer solo utilizando los dedos.

  • RELACIÓN CON EL ENTORNO. Abre todos los cajones ( hay que cuidar que no se pille los dedos o coja objetos de pequeño tamaño ); imita las muecas y las utiliza para expresar emociones; domina dos o tres palabras que emplea con frecuencia ( en especial, papá, mamá, agua, adiós, caca. ) etc ); entiende frases cortas y, en particular, aquellas que piden o prohiben; cuando hace algo que provoca la risa de los demás, lo repite.

  • PARA ESTIMULARLE. Hay que jugar con el bebé a imitar, incluidos los animales; ayudarle a caminar a menudo sin decirle nada para que se concentre en mayor grado y siempre animándole al término del esfuerzo; jugar con él a cambiar cosas ( yo te doy, tú me das ).

MES 15

  • ACTIVIDAD CORPORAL. El bebé anda solo como un pato, con las piernas muy abiertas para mantener el equilibrio ( aun así, suele caerse hacia atrás ); sigue andando a gatas, en especial para subir escaleras; además de comer solo ( con los dedos ), puede beber sin ayuda; es capaz de identificar algunas partes de su cuerpo ( mano, boca, ojos...).

  • RELACIÓN CON EL ENTORNO. Tiene gran capacidad de imitar animales; le hace gracia verse en el espejo, en fotografías, en películas de vídeo; muestra ya cierto dominio de una docena de palabras, entre las que se encuentran calificativos como bueno o malo; le agrada la compañía de los adultos para jugar y la de otros niños para apoderarse de sus juguetes y utilizarlos.

  • PARA ESTIMULARLE. Hay que hablar al bebé y presentarle libros con frecuencia, un poco todos los días; con el fin de que practique la forma de andar, deben ponerse a su disposición juguetes que se arrastran e incluso le conviene jugar a la pelota; se le debe permitir que haga cosas por sí solo ( comer, vestirse, desvestirse, etc.).

TXUMARI  ALFARO
PEDRO RAMOS

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada